Western Digital se aleja de Kioxia y se ramifica en dos

Western Digital se dividirá en dos tras fracasar la fusión con Kioxia

La empresa de almacenamiento de datos cancela el acuerdo con la japonesa Kioxia y anuncia su intención de separar sus negocios de dispositivos y soluciones de datos.

El negocio de dispositivos se centrará en los discos duros y las memorias flash NAND, mientras que el de soluciones de datos ofrecerá servicios en la nube, inteligencia artificial y análisis de datos.

La decisión se produce después de que las autoridades reguladoras de China bloquearan la fusión entre Western Digital y Kioxia, valorada en 20.000 millones de dólares.

Western Digital, una de las mayores empresas de almacenamiento de datos del mundo, ha anunciado que se dividirá en dos compañías independientes que cotizarán en bolsa tras fracasar su intento de fusionarse con la japonesa Kioxia, líder en el mercado de las memorias flash NAND.

La empresa estadounidense ha explicado que la separación se realizará mediante una escisión libre de impuestos para sus accionistas y que espera completarla a mediados de 2023. El objetivo es crear dos entidades con estrategias, clientes y oportunidades de crecimiento diferenciadas.

El negocio de dispositivos se centrará en el desarrollo y la fabricación de discos duros y memorias flash NAND, que se utilizan para almacenar datos en ordenadores, teléfonos móviles y otros dispositivos electrónicos. El negocio de soluciones de datos ofrecerá servicios y soluciones basados en la nube, la inteligencia artificial y el análisis de datos para ayudar a los clientes a gestionar y extraer valor de sus datos.

“Creemos que la creación de dos empresas independientes dedicadas permitirá a cada una innovar más rápidamente, ofrecer mejores productos y servicios a sus clientes y mejorar su rendimiento financiero”, ha declarado David Goeckeler, presidente y director ejecutivo de Western Digital.

La decisión se produce después de que las autoridades reguladoras de China bloquearan la fusión entre Western Digital y Kioxia, valorada en 20.000 millones de dólares. El acuerdo, anunciado en septiembre de 2021, pretendía crear un gigante mundial en el sector de las memorias flash NAND, capaz de competir con Samsung, el líder indiscutible del mercado.

Sin embargo, el veto chino frustró las aspiraciones de ambas compañías, que tenían previsto cerrar la operación a finales de 2021. Según algunos medios, China habría exigido a Western Digital y Kioxia que le cedieran parte de su tecnología y capacidad de producción como condición para aprobar la fusión.

Las memorias flash NAND son un componente clave para el almacenamiento de datos, especialmente en el ámbito de los dispositivos móviles y la computación en la nube. Su demanda ha crecido exponencialmente en los últimos años debido al aumento del consumo de contenidos digitales, la expansión del internet de las cosas y el desarrollo del 5G.

Western Digital es el segundo mayor fabricante mundial de discos duros, solo por detrás de Seagate, y el cuarto mayor proveedor de memorias flash NAND, con una cuota de mercado del 15%. Kioxia es el segundo mayor fabricante de memorias flash NAND, con una cuota del 19%, solo superado por Samsung, que tiene el 33%.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *