Valve impide regalar juegos de Steam comprados en Argentina y Turquía

Valve pone fin a la compra de juegos baratos en Steam en Argentina y Turquía

¿Qué ha cambiado y por qué?

Valve, la empresa detrás de la popular plataforma de distribución digital de videojuegos Steam, ha introducido un cambio importante en su política de precios regionales. A partir de ahora, los usuarios de Argentina y Turquía no podrán comprar juegos en Steam con monedas locales y luego regalarlos a otros usuarios de otras regiones, una práctica que se conocía como “regional pricing abuse” o abuso de precios regionales.

Esta práctica consistía en aprovechar las diferencias de precios entre los distintos mercados, que se establecen en función del poder adquisitivo de cada país, para obtener juegos a un coste mucho menor que el que tendrían en otras regiones. Por ejemplo, un juego que en Estados Unidos cuesta 60 dólares, en Argentina podría costar 10 dólares, y en Turquía 5 dólares. Así, un usuario de Estados Unidos podría pedir a un amigo de Argentina o Turquía que le comprara el juego con su moneda local y se lo regalara, ahorrándose así una gran cantidad de dinero.

Este fenómeno se había intensificado en los últimos meses, debido a la devaluación de las monedas de Argentina y Turquía frente al dólar, lo que hacía que los juegos fueran aún más baratos en esos países. Según el portal SteamDB, que recopila información sobre los precios y las ventas de Steam, algunos juegos llegaron a tener descuentos de hasta el 90% en Argentina y el 80% en Turquía, en comparación con el precio en Estados Unidos.

Esto suponía una pérdida de ingresos para Valve y para los desarrolladores de los juegos, que veían cómo sus productos se vendían a precios muy inferiores a los que habían establecido. Además, también generaba una competencia desleal para los distribuidores locales de videojuegos, que no podían competir con los precios de Steam. Por otro lado, algunos usuarios argumentaban que esta práctica era una forma de democratizar el acceso a los videojuegos, ya que permitía a personas de países con menor poder adquisitivo disfrutar de los mismos títulos que los de países más ricos.

¿Cómo funciona el nuevo sistema?

Para evitar este abuso de precios regionales, Valve ha implementado un nuevo sistema que impide que los usuarios de Argentina y Turquía puedan regalar juegos comprados con sus monedas locales a usuarios de otras regiones. Ahora, cuando un usuario de estos países intenta comprar un juego para regalar, le aparece un mensaje que le informa de que el juego solo se puede activar en su propia región, y que si quiere regalarlo a alguien de otra región, debe pagar el precio correspondiente a esa región.

De esta forma, Valve pretende que los usuarios paguen el precio justo por los juegos, según el mercado al que pertenecen, y que no se aprovechen de las diferencias de precios entre regiones. Sin embargo, este cambio no afecta a los usuarios que quieran comprar juegos para sí mismos, que podrán seguir haciéndolo con sus monedas locales y beneficiándose de los precios regionales.

¿Qué consecuencias tiene este cambio?

Este cambio ha generado reacciones encontradas entre los usuarios de Steam, tanto de Argentina y Turquía como de otras regiones. Por un lado, algunos usuarios de estos países se han mostrado molestos por la medida, ya que consideran que les limita la posibilidad de compartir juegos con sus amigos o familiares de otras regiones, o de participar en sorteos o intercambios de juegos. Además, algunos temen que este cambio sea el primer paso para que Valve elimine por completo los precios regionales, lo que supondría un gran aumento en el coste de los juegos para ellos.

Por otro lado, algunos usuarios de otras regiones han aplaudido la medida, ya que creen que es una forma de proteger a los desarrolladores y a Valve de perder dinero por culpa de los abusos de precios regionales. Asimismo, algunos usuarios de Argentina y Turquía también han expresado su apoyo al cambio, ya que entienden que es una forma de evitar que Valve suba los precios de los juegos en sus países, como ya ha hecho en otras regiones como Brasil o Rusia, donde los precios regionales se han ajustado al alza para evitar el abuso.

En cualquier caso, este cambio supone un nuevo capítulo en la polémica sobre los precios regionales en Steam, que lleva años generando debate entre los usuarios de la plataforma. Valve ha afirmado que este cambio solo afecta a Argentina y Turquía, y que no tiene planes de extenderlo a otras regiones, pero habrá que ver si esta medida es efectiva para evitar el abuso de precios regionales, o si por el contrario genera más problemas que soluciones.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *